EUCALIPTO (Eucaliptus globulus)
EUCALIPTO (Eucaliptus globulus)

Sobre todo balsámico, anticatarral y febrífugo. Aconsejamos esta planta sobre todo paa uso externo ya que tiene cierta toxicidad y debería ser tomada con cierta precaución.
Ponemos a hervir agua en una olla, colocamos dentro algunas hojas o algunas pepitas de aucalipto y dejamos que la habitación del enfermo se impregne del aroma, que resulta descongestionante.
Con un buen aceite de almendras, unas gotas de esencia de romero, unas gotas de esencia de eucalipto (o unas hojas de eucalipto) que se dejen macerar dentro, obtendremos un aceite ideal para dar fricciones en la espalda y el pecho en caso de congestión y flemas para aliviar los catarros.

 
INICIO   |    VOLVER A PROPIEDADES DE LAS PLANTAS